Temas etiquetados como: ‘ser y estar’

21. Matar el tiempo es como suicidarse a plazos…

1 Mayo, 2017

De 50 sombras de enGREYdos

¿Has estado alguna vez en una entrevista laboral en la que te preguntan “qué es lo que más odias”? Esa es una pregunta difícil de responder con éxito. Mi respuesta es que odio el desperdicio. El desperdicio de recursos, el desperdicio de esfuerzo y, lo peor de todo, el desperdicio de tiempo.

El tiempo es oro, o más que oro, porque con el tiempo se puede comprar oro, pero con oro no se puede comprar tiempo, y no sabemos nunca el tiempo que nos queda. Y además, sabemos que cualquier tiempo pasado nunca podrá ser recuperado. Una vez que se perdió, se ha ido (llegar a los 50 años hace que esta realidad sea mucho más profunda).

A menudo me digo esto de “matar el tiempo es suicidarse a plazos”. Cuando zapeo, o al clickear sin ton ni son por internet, a la deriva en lo que llamo “desperdicio cibernético”.Ya sabes, haciendo clic aquí y allá, en una interminable cadena de exploración. Ese es el momento para detenerte y pensar: ¿estoy haciendo algo productivo? (Revisar tu historial de navegación es una forma excelente de saber cuánto tiempo desperdicias).

Una vez escuché a mi profesor de cábala explicar que en la mayoría de las joyas, la piedra más valiosa es puesta en el medio y es rodeada por material de menor valor (como por ejemplo, un anillo de diamantes). La excepción a esto es un reloj de pulsera, en el cual, se ocupa un costoso armazón de oro, para albergar unos pocos resortes y unas agujas. Esto es así, porque en realidad, el tiempo es el bien más valioso de todos.

Nacemos como los más ricos del mundo, decía un anuncio de algo que vi hace unos días, y morimos totalmente pobres, porque el tiempo, esa porción con la que llegamos al mundo, se va gastando inexorablemente, sin prisa pero sin pausa, desde que llegamos e iniciamos nuestra andadura desde diferentes cunas, para experimentar, aprender y decidir qué hacer con cada momento.

Vivimos muchas veces metidos en una espiral ajetreada sin pararnos a ver qué estamos haciendo, a qué dedicamos “el tiempo libre”. El ritmo de la vida absorbe cada instante del día a día en mil cosas, que a veces nos hacen decir: “tengo la sensación de que el tiempo no me pertenece, de que hoy no he dedicado un instante para mí, de que he perdido el tiempo dejando escapar momentos que nunca se volverán a presentar”.

Como decía el gran Chaplin, la vida es una obra de teatro que no permite ensayos. Todos y cada uno de los granitos de nuestro particular reloj son igualmente valiosos. No esperemos a cuando caiga el último grano para decir, espera espera…, me gustaría…

¿Te apetecen deberes?? Porque aquí y ahora podemos decidir qué hacer con este momento, con lo que está sucediendo en él. Sea lo que sea y hagas lo que hagas, ¿por qué no poner la atención y la intención a todo lo que puedas dar, a todo lo que puedas recibir, a lo que puedas aprender o enseñar?.

Decidir si es momento de amar por encima de todo, de no perderte en lo malo que te rodea, sino buscar algo para combatirlo o al menos no alentarlo, si ya llegó el momento de aceptar lo diferente de los demás porque cada cual lleva su propio camino, y ¿quién es nadie para juzgar al otro sin andar dentro de sus zapatos…? Tantas cosas pueden suceder en este momento.

Si paseas no te pierdas nada teniendo la mente ocupada en lo que no forma parte de tu caminar.

El problema y la solución de octubre.

26 Octubre, 2011

El verdadero significado de S.O.S

Nos gusta conocer la esencia de las cosas,  conocer el origen y el contexto de un refrán, de una frase en latín o  de un modismo en inglés, por cierto,  ¿sabían ustedes, por ejemplo, que el verdadero significado de la palabra “S.O.S” es “save ours souls”: (salven nuestras almas)?

Según esto,  preguntamos este mes,  ¿es posible pedir ayuda espiritual estando “aparentemente bien”? o ¿es “necesario tocar fondo para pedir y valorar la ayuda?

Lo que parece innegable es una cosa: “aquel que pide SOS, al menos tiene esperanza de ser  “socorrido”.  Y quizás hacerle ver las cualidades positivas a la  persona más negativa de nuestro entorno implica abrirle la puerta a su esperanza.

Del mismo modo,  cuando damos esperanza a alguien animamos a los demás a que den pasos hacia adelante, incluso en las situaciones más adversas. Cuando esto sucede,  es cuando pueden usar su potencial con un propósito positivo y así poder dar lugar a un cambio a mejor de forma progresiva. A veces, ver positividad en todas las situaciones, incluso en las más adversas, es lo que  realmente nos puede inspirar a ti, a mí  y a los que nos rodean a darle la vuelta a la tortilla,  al mismo tiempo que “Yo y mi entorno” se convierten en imagen de referencia para los que quieren superarse y hacer un esfuerzo.

A veces el propósito en la vida simplemente es “ese” sin tanta complicación “existencial”. “Ser y Estar”. Esa es la cuestión.

Seguimos atendiendo sus peticiones y recibiendo vuestras colaboraciones en: nosolodoctorylac@gmail.com



Licencia de Creative Commons
Nosolounblog by Nosolounblog is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.